viernes, 6 de marzo de 2015

celebrating the 90´s with the Ayatola: de Jesuses noventeros e intrusismo musical



A mediados de la década dos de los sex symbols (para chicas y chicas o señoras taurinas) más "queridos" en España sintieron la llamada de la música, de forma irresistible, aparcando por un momento sus carreras respectivas en el ruedo y los platós de Tele5: Jesulín y Jesús Vázquez, nuestros "Jesuses" se marcaron un par de discos, sí. Y el resto, como se suele decir, es historia. 



Es 1994 y Jesús Vázquez es el rey de las niñas, el presentador joven más querido y mimado de la tele. Salido del peor programa musical de todos los tiempos, esa quinta marcha y consagrado en "hablando se entiende la basca" alguien le convenció, erróneamente de que podía tener éxito en la música y que un disco suyo, aprovechando el sex appeal entre las niñas, iba a reventar las listas...pero resultó demasiado hortera, demasiado horroroso hasta para sus fans y solamente alcanzó el disco de oro. Madre mía, esto fue disco de oro...porque tienen tela esos temas subiditos de tono como y yo te besé o " a dos milítimetros escasos de tu boca" (genial título), con el pobre Jesús intentando alcanzar un tono erótico-decente, sin conseguirlo o "eras la más" , también tenía alguna canción "autobiográfica" con toques Aor.. como "Amor en la televisión" (con un par).unos susurros mojabragas ridículos en "llámame" delirantes..y qué decir de ese ochentazo desubicado teclados casio incluidos, que era "Robinson" 

Qué fue de la paternidad responsable...
 ojo al especial belleza 

Elvis meets Jeff Buckley

En fin. Como todos sabemos Jesús luego hizo verdadera carrera en la tele y se convirtió en un presentador muy sólido. Aparte de salir del armario sí, detalle que a algunos de los que lo conocimos como ídolo de niñas encantado con el papel en los 90 nos dejó ojipláticos. Hoy no reniega de su disco, pero admite que la música no era lo suyo y se ríe bastante él mismo de aquella bizarrada, lo que le honra.





Va por uztedé: 1996: Jesulín de Ubrique es el torero que en nuestra caótica década ha revivido las pasiones femeninas por los trajes de luces, llevando el asunto además hasta extremos insospechados. Ahí está su corrida para mujeres, que sí,  existió, con más estrógeno desatado que en ese concierto mítico de Rick Springfield en los 80 que hay por youtube
Jesulin´s girls 
Quizás embravecido por la lluvia de bragas y sujetadores de esa noche mítica o simplemente dejándose llevar por el desparpajo que le caracterizaba en esos años, Jesulín se lió la manta (o el capote) a la cabeza y decidió que si él podía tener un tigre llamado Currupipi en su finca o vacilar a los futbolistas de la selección española para que le tiraran penalties, también podía cantar...un error fatal. 

Single de culto
"Toda" ya es historia del desparrame patrio, su estribillo "toatoatoa" que Jesulín por cierto no canta así, no puede faltar en cada farra, pero su disco homónimo es mucho más. Porque ese intento de cruzar Ubrique con la canción romántica italiana naufraga por todos sus surcos y nos deja canciones atómicas (muchas veces solamente por sus títulos)  "loco de amor"  " el amor es un ciclón"  "mujer" compuesta por cierto  por el pelma patrio por antonomasia, José Luis Perales (¡menuda combinación!) Luego, por otro lado están las versiones de artistas conocidos, que también tienen tela nada menos que "háblame del mar marinero"  y una descacharrante adaptación del "Me va, me va" de the one and only Mr Julius Churches

bueno, al menos la pose Julioiglesística sí la tenía...

En fin. Con toda España cachondeándose por doquier del ridículo que estaba haciendo el diestro, el simpático Jesulín, al que además empezaron a sangrar por entonces sus conquistas en el siniestro mundo del corazón/hígado, empezó así un rápido ocaso y además se le agrió bastante el carácter, dejando por un tiempo de hacer charlotadas. Ahora parece que quiere volver a dárselas de ·"simpático", salir haciendo el tonto por la tele o el cine y sacarse unos cuartos, pero quizás sea tarde. Porque, entre otras cosas no puede librarse de la alargadísima sombra de su mítico "toatoatoa"  




No hay comentarios:

Publicar un comentario