domingo, 29 de noviembre de 2015

Donde Jimi Hendrix hizo historia...siempre había una grabadora


Jimi Hendrix es el muerto más prolífico (qué cosas) del rock. Que el más rentable será Elvis, pero hay que ver lo que grabó el guitarrista, que lleva, según mis cuentas aproximadas, doce discos de estudio y veinticinco directos. Como Axl Rose, más o menos...

Y es un disfrute, claro, sobre todo en directo. Porque Hendrix labró su fama estando donde había que estar en los sesenta, dejando un montón de momentos para la posteridad. Algunas pruebas... 


The fire of the guitar! Obviamente, su mítica presentación en Estados Unidos en un festival no menos mítico, con presentación de Brian Jones y sus míticas versiones de Hey Joe y wild thing




Otro festival sesentero legendario, con un cartel que tira de espaldas y Hendrix marcándose dos shows en el mismo día, por la tarde y por la noche con la Experience. Lo sacaron hace un par de años, con un sonido muy limpio y parece que Jimi Hendrix sigue teniendo tirón, porque el disco entró en listas americanas y todo. 

 


 

Hendrix no era solamente hombre de festivales, sino también de clubs...y pocos más legendarios y sesenteros que el fillmore east de Nueva York. Dos shows en la nochevieja y año nuevo del 70, con un repertorio bastante diferente al de otros discos póstumos, con una master class como ésta, que quita el hipo: 



Claro, el festival de festivales, más allá de su famosísima versión del himno americano que salió en la película. En el disco está su actuación al completo, guitarra y mítica chaqueta con flecos, por supuesto





Otra cita con la historia, entre Jethro Tull y Joan Baez (¡!) de vuelta por última vez a Inglaterra, probó con canciones nuevas, de las últimas que compondría, por lo que el disco goza de más valor todavía: 








Y el último lanzamiento, por ahora, de este mismo verano. Un doble, por supuesto con una remasterización espectacular y en el que encontramos uno de los mejores repertorios del genio: fire, spanish castle magic, all along the watchtower (oh) purple haze y el mítico star splanged banner otra vez. 



sábado, 28 de noviembre de 2015

Tusk de Fleetwood Mac reeditado






¿Winter is coming?
Pues sí, sin fecha redonda ni zarandajas, nada más que por hacer caja por navidad los Mac se deciden a reeditar su segundo disco en importancia, después de Rumours. 

Un disco hecho a mayor gloria de Lindsey Buckingham, su mayor impulsor, que volcó su talento y obsesiones en un disco doble, intentando acercarse a la new wave que explotaba el año en que salió el disco, el 79. Un disco que sorprendió mucho pero que no consiguió llegar a las cotas de Rumours, ni en ventas ni en críticas. Como pasa casi siempre, el álbum que sigue a un "histórico" siempre lleva las de perder. En el que de nuevo las mejores canciones las vuelve a firmar Stevie Nicks, este es el disco de Sara y la épica sisters of the moon y las más experimentales son las del guitarrista, como ese Tusk que da nombre al disco con la mítica intro de tambores y la sección de viento...

En la reedición, como siempre, versiones single, tomas alternativas en el estudio (al ser una grabación tan larga como cara parece que hay un montón, de Tusk por ejemplo hay ¡cinco!), remixes, los outtakes, algo siempre curioso, como Angel solamente con voz y guitarra..y, al igual que rumours, lo mejor de todo es un doble en directo de la época que viene en la versión de cinco discos (hay otra "sencilla" de tres) Hay que ver, después de racanear en sus días de gloria para sacar un gran álbum en directo y que lo hagan ahora, por partes en cada reedición... aquí hay material de Wembley,Houston y St Louis, el que quizás sea el mejor bootleg de los Mac.



"Lindsey, cariño, todos pensamos que te quedaba mejor el pelo afro" 



jueves, 26 de noviembre de 2015

veinte años de Made in heaven de Queen


Un nuevo aniversario. El único disco en estudio de Queen que he conocido con "dos dedos de frente"...aún siendo póstumo para Freddie y la propia banda. Y curiosamente un disco muy muy criticado. Aunque siempre he escuchado esas críticas a posteriori, mucho después de que saliera. 

A mí me gusta made in Heaven, mucho. Quizás no tanto como cuando salió, que con mi inocencia todo era más básico, pero me sigue emocionando, me pasó el día que hizo el aniversario exacto, el seis de noviembre. Sigue habiendo algo ahí. 

Los últimos años de Freddie Mercury, desde el punto de vista musical, tienen algo tan dramático y épico a la vez que rara vez se ha visto y quizás no se vea. Esa decisión de seguir cantando, de dar lo mejor de sí, ese Innuendo...y también este Made in Heaven, en el que le dio tiempo a completar ya muy enfermo a winter´s tale, you don´t fool me y una pequeña parte de mother love, lo último que pudo grabar en vida. 

 Mercury dio instrucciones de que quería ver esas canciones publicadas y tanto Roger Taylor como Brian May, junto con John Deacon aún en la banda, "obedecieron" de un modo bastante más ético de lo que pensamos, lejos de esa actitud de sacamantecas que han demostrado en los últimos años. De hecho no tenían ganas de sacarlo, no querían oír hablar de la banda ni siquiera. Tenían el problema además de que era muy poco el material con el que contaron y rellenaron, quizás el defecto del disco. Aunque también en ese relleno había cosas muy buenas con ese  Freddie Mercury desatado. Desde it´s a beautiful day hasta winter´s tale, que parece que estás viendo a Freddie viendo por la ventana el lago de Montreux, exprimiéndose...uff
Pelos como escarpias
, My life has been saved, la versión de Heaven for everyone o too much love will kill you (buena prueba de a qué nivel podía llevar Freddie las canciones, no hay más que compararlas con los originales cantados por Taylor y May, que no tienen ni la mitad de fuerza) mucha tela que cortar,si. 

Y que funcionó muy bien, no creo que solo fuera porque en el 95 Queen ya era leyenda. Número uno en muchos países, incluyendo España (hasta le dieron un premio ondas a la banda, me acuerdo perfectamente por lo raro que quedaba) Acabó siendo el epitafio ideal, dadas las circunstancias. Y me parece que hay que reivindicarlo como un disco más de la banda, con sus pros y alguna contra, claro...pero esto no es el Cosmo rocks (afortunadamente)







domingo, 22 de noviembre de 2015

Blue Rodeo: live at Massey Hall y sus otros live albums





Buena noticia del mes (o una de ellas) un directo de la banda de Jim Cuddy y Greg Keelor, grabado además en un sitio mítico jugando en su casa: el Massey Hall de Toronto.

Por fin un directo que refleja esa faceta de la banda. Siempre les faltó eso...qué diríamos de un doble sacado en la gira del five days in July...en fin. Realmente hay un par de lanzamientos oficiales en directo de Blue Rodeo anteriores: Just in vacation es el primero, en un momento flojo de la banda, live in Stratford es un bootleg comercializado por ellos, con buen sonido pero sin ese algo, ese alma que mira, sí que tiene este Massey Hall. No importa mucho que sea la gira de un disco menor, después del resurgir con the things we left behind. Aquí hay un sonido notable, una banda como siempre en buena forma y un público entregado, nada que ver con esos públicos estáticos que a veces estropean un disco en directo en el mundo anglosajón y mucha calidez, Blue Rodeo saben crear una atmósfera íntima en sus conciertos incluso en sitios pequeños: y claro: rose coloured glasses, bad timing, after the rain, five days in may...al final se te hace corto y todo. Señal de que el concierto es de los buenos...



un lujo de banda...y de sitio

Escuderos del rock


Más de la serie:

Randall Bramblett (Teclados, saxofón. Greg Allman, Robbie Robertson, Steve Winwood...)


Este señor con pinta de alternativo elegante estuvo a un tris en su día de ser cura...pero afortunadamente James Taylor (sopla) y Carole King le apartaron del seminario para hacer carrera en el rock, con base en Athens, la patria chica de REM. Ha trabajado con muchísima gente y de prestigio: Allman Brothers, Traffic, Robbie Robertson, Steve Winwood...aunque quizás le haya faltado estar en un gran disco para reconocer su trabajo. El más famoso, corramos un tupido velo, es el All man and woman de Greg&Cher. Aparte tiene una carrera en solitario que ha arrancado sobre todo en los años 2000 y su último disco de este año, devils music tiene buena pinta, con mucho blues y gospel


Spooner Oldham (teclados, Bob Dylan, Joe Cocker, Linda Rondstadt, Jason Browne, CSNY, Neil Young...)

Keef sabe donde están los buenos...

Otro teclista de postín. Forjado en los muscle studios donde grabó When a man loves a woman o Mustang Sally (se podría hacer un post fantástico con estos músicos de estudio de los 60) No contento con eso se alió con Dan Penn, un compositor legendario del soul sesentero, con el que firmó temas para los box tops o Percy Slede. Luego se reconvertiría en músico de sesión...donde lo más conocido que ha hecho ha sido con Neil Young, podemos oírlo en el Harvest Moon y verlo en la gira del prairie wind y la última que hicieron juntos CSNY



Michael Lee (Batería, Little Angels, the Cult, Page&Plant)


Batería fundador de little angels, el grupo que iba a ser the next big thing del hard rock británico (se quedaron en nada) le echaron al enterarse que le habían fichado the Cult para ceremony. Luego giró con ellos, pero como Astbury y Duffy cambian de músicos más que Blackmore en sus buenos tiempos, ya no estuvo en la época del disco de la cabra. Su siguiente proyecto no sería menos importante: nada menos que Page y Plant, a punto de grabar su unplugged. La sombra de Bonham es muy alargada...pero Lee, un batería de técnica parecida salió bien del paso, en ese disco y el infravalorado walking into Clarksdale. En 2008 falleció después de un ataque epiléptico. 


Allen Toussaint (piano. BJ Thomas, Robert Palmer, Sandy Denny, Solomon Burke, Frankie Miller...)


¿Allen Toussaint escudero del rock? pues sí. Una leyenda también por eso...aparte de ser un mito de Nueva Orleans (podéis haceros una idea aquí ) a principios de los 70 empezó a colaborar con artistas fuera de la esfera del soul y por supuesto el currículum tira de espaldas. Incluso coordinó las secciones de vientos en the last waltz de the Band. Su fallecimiento nos pilló de sorpresa y muy cerca, en Madrid, después de dar una clase de savoir faire en el teatro Lara...de alguna manera el huracán de París le ha restado importancia a su pérdida. Lo que me lleva a hablar del último escudero: 


Nick Alexander (merchandising: Crowded House, ,Saxon, Eagles of death metal)



Creo que los atentados en París tienen aún un componente más siniestro si cabe para los que seguimos el mundillo del rock y sabemos quienes son Eagles of death metal, conocemos salas como la Bataclan o peor aún hemos estado alguna vez en la propia sala. Entre las víctimas de la tragedia estaba este chico, encargado del merchandising de la banda, alguien que se dedicaba a esto y que debía tener pasión por el rock y el circuito de conciertos de hecho ya había trabajado con otros grupos llevando su merchandising. Fue Nick Seymour de Crowded House el primero al que leí comentar su pérdida, estuvo trabajando con los crowdies en la gira del 2007 por Europa. Yo estuve en el concierto de Madrid...puede que incluso nos cruzáramos allí. Qué raro y qué triste... Por eso aprovecho para hacerle un pequeño homenaje póstumo y mencionar también a gente como él que sin subirse a un escenario también son escuderos del rock, ayudándonos a disfrutar un poco más de esta música. 







sábado, 21 de noviembre de 2015

El technopop molaba (y mola)


Pues sí. Al menos el original, el de los primeros ochenta, que se está redescubriendo otra vez y enganchando. No me extraña: con pocos medios y una base más pop rock de lo que parece se crearon temas legendarios, que aguantan muy bien el paso del tiempo...ojalá el género se hubiera quedado ahí...lo que habríamos disfrutado y lo que nos habríamos ahorrado





Se reivindica más la etapa inicial con el famoso John Foxx, pero yo soy de los Ultravox "comerciales, los de ese Midge Ure (aunque sí, tiene una pinta inquietante que tira "pa" trás)...capaces de crear un tema elegantísimo como Vienna, que va tan unida a la ciudad como el famoso tema de "El tercer hombre" y de temas tan bailongos como dramáticos para darlo todo en la pista, con lágrimas en los ojos o sin ellas 


Aparte de un tema tan icónico de los ochenta como everybody wants to rule the world la banda de Roland Orzabal (otro inglés con cara rara) fue capaz de crear temas intensos de los que machacan, como este shout con transfondo político y todo. 


Más allá del take on me y de lo que abusaron con la imagen de su cantante "magdaleno" fueron capaces de crear temas con atmósfera, como éste. 

Mientras que big in Japan sí que ha envejecido bastante mal con el paso del tiempo, forever young sigue siendo un tema espectacular, videoclip incluido. Aunque el cantante se pase de amanerado y parezca un cruce imposible entre Freddie Mercury y el Bono ochentero con mullet. 


Lo que se puede conseguir con un par de teclados una batería electrónica y un bajo, ya veis. Enola Gay no solo es un clásico con una línea de teclado que conocemos todo sino que funciona muy bien en directo...no me extraña que los OMD sean un grupo que despierta tanta curiosidad con reediciones de sus discos, dvds de conciertos ochenteros...eran capaces de coger un personaje como Juana de Arco, hacer un tema techno y salir airosos del asunto. 

El día menos pensado se convierten en un icono hipster...sea como sea, este tema pimpineliano pasado por el filtro tecno sigue molando una barbaridad. Anda que no mola darlo todo con esos don´t you want me baaaby don´t you want me sooo de los coros...

Mira que Alison Moyet se volvió pesadísima después de yazoo...pues este tema lo sigue teniendo. Qué cosas se podían armar con un teclado tirando a cutrecillo y un peinado que impedía ver las teclas... 

E insisto, déjenme de coletas, tatuajes, sordidez, dramatismos y zarandajas. Los Depeche Mode que molaban son los que tienen pinta de ir a recoger a su chica a casa de sus padres maqueados para la ocasión y que lo dan todo bailando en la pista. Como Dave Gahan aquí. Insuperable. 

¡Dándolo todo, sí!




viernes, 20 de noviembre de 2015

Queen a night at the Odeon: live at Hammersmith 75


Nueva edición de un bootleg de Queen, después del fantástico live at the Rainbow. Sale hoy mismo y siendo la mejor banda que ha habido de rock en directo (en mi opinión, mano a mano con los  Who) es una buena noticia. 

El año o más bien el fin de año de ese concierto (Lo habían empezado lanzando sheer heart attack) sería fundamental para Queen. Aunque  Sparks, un grupo que entonces tenía más éxito que Queen tentara a Brian May para dejarlos y unirse a ellos ¡Caramba con los hermanos Mael, la que pudieron liar! Afortunadamente el guitarrista declinó la oferta y se concentró en la grabación de un nuevo disco en el que EMI invertiría mucho dinero...a night at the Opera. 

Freddie brindando por el éxito del disco

Bohemian Rhapsody, la canción en la que más tiempo habían invertido, sería la punta de lanza, el primer single...en EMI quisieron cortarla o publicarla como versión reducida, pero la banda no aceptó, la llevó al programa de radio de un amigo para probar la reacción de su público y...el resto es historia. Todo el mundo se volvió loco con un tema legendario. 
Freddie brindando otra vez con sake por el éxito
 de su tema
 con una fan japonesa
Más cuando grabaron un primer videoclip (hay quien piensa que es el primero concebido como tal) para pasarlo en top of the pops y otros programas cuando ellos estaban de gira. Una gira que por primera vez sería verdaderamente grande y en el que pudieron centrarse en cosas como el vestuario, que con el glam todavía en auge era fundamental. Aquí empezaron esos trajes blancos de Freddie tan setenteros...curiosamente  la empezaron en el Hammersmith Odeon londinense, sitio mítico donde los haya, que llenaron dos veces antes de volver un mes después para una grabación del old grey whistle test, otro programa mítico, que fue el que lo grabó y retransmitió, creando el bootleg que ahora se edita oficialmente.
la banda cogiendo fuerzas en el campo antes de lanzarse a conquistar el mundo

Por lo visto y oído lo más curioso es ver a Queen en un sitio digamos de capacidad media, antes de llenar recintos muy muy grandes. Todavía tienen esa potencia de banda hardrockera que disfrutamos en el  Rainbow, pero ya son algo más, tienen más variedad, empiezan a tocar magistralmente otros planos...y claro, ahí está la rapsodia bohemia reinando por primera vez. Qué curioso es oír a Freddie no tan seguro todavía en directo y al público sin volverse loco nada más oír los primeros compases...más historia de Queen para disfrutar, en fin. 

Y Freddie brindando rodeado de
palmeros por que todo va bien


A May y Taylor les ha costado bajarse del burro, pero al final tendremos un concierto de cada gira que emprendió la banda!


jueves, 19 de noviembre de 2015

los "videoclips" de los Beatles



El último lanzamiento de los de Liverpool (siempre hay que sacar algo por Navidad, casi como el anuncio de la lotería) es audiovisual. Un "1 dvd" con cincuenta películas promocionales y vídeos, en los que hay de todo (y en el que hay que reconocer que el trabajo de restauración es espectacular)

Viéndolos (o redescubriéndolos, hacía muchísimos años que no veía el clip de Penny Lane, por ejemplo)  uno se da cuenta de que los Beatles (los de su etapa "buena", la de Revolver en adelante) también marcaron tendencia ahí, a pesar de que su época no es la de los videoclips que conocemos. Tal vez porque lo necesitaran al retirarse de los escenarios, tal vez por las ganas de explorar de McCartney... (ya sabemos que fue el alma máter del grupo esos años) el caso es que fantástico verlos con esa calidad de imagen usando trucos "psicodélicos" en Strawberry fields, poniendo de moda los bigotes y anunciando gafas de sol cuadradas por Penny Lane (y haciendo el bandarra también) anticipando we are the world en Hey Jude, con las fans echándose encima de Paul, en el sencillo pero imprescindible clip de revolution en el que con la restauración casi parece que se salen de la pantalla...hay buen material aquí, para disfrutar sin tener que ser un fan "die hard" 






domingo, 15 de noviembre de 2015

Son Volt: 20 años de Trace



Otro disco de aniversario con su consabida reedición: el debut de Jay Farrar después de que uncle Tupelo se separaran. 

En 1995 todo parecía indicar que de una gran banda iban a salir dos grandes bandas, en plan espora: Farrar al frente de Son Volt y los Wilco de Jeff Tweedy que ese año sacaron A.M, un disco de americana muy fresco. Luego no sería así. Wilco sería, algunas veces para bien y otras para mal, otra cosa y los discos de Son Volt después de Trace no fueron lo mismo. Pero centrémonos en el disco. 

Aquí está el mejor Farrar, ese cantante de voz profunda que se deja los huevos en cada tema y que aquí además echa mano de guitarras abrasivas, tan del momento, como en drown, el single que tuvo cierta repercusión, aunque en canciones acústicas como tear stained eye o windfall también echa el resto para bien. Mucha intensidad también en los temas: libertad, desencanto... una ruptura de un grupo acaba inspirando tanto como la de una pareja, parece. Además Rhino, que es quién reedita el disco, ha echado el resto y la reedición tiene hasta 37 temas, entre las demos del disco y un concierto del 96 presentando el disco llamado bottom line en el que Farrar y cía, que en intensidad en directo nunca han fallado, parece que lo bordan. 





viernes, 13 de noviembre de 2015

Cuando Slade rockeaba el mundo...(o por lo menos el Reino Unido...)





...hacían cosas muy buenas. Y las menos conocidas lo eran tanto como Mama we´re all crazy now o Merry Christmas everybody. 

Esa es la sensación que siempre me queda con esta banda, cuando sale un recopilatorio o una caja como la última que acaban de sacar, que precisamente se llama when Slade rock the world (71-75) con los cuatro discos que sacaron en ese momento de esplendor y los singles, todo en vinilo. Que más allá de su imagen festiva, un poco de broma (benditas bromas) tenían mucha música para dar y tomar. Como rocknrolls clásicos como the gospel according to Rasputin,  esas versiones de Ten years after o de Steppenwolf, añadiéndole todavía más potencia nada menos que a born to be Wild. O canciones más reflexivas y elabradas como my friend Stan o everyday...Noddy Holder y compañía no eran una broma. Y merry Christmas everybody mola ¡cada navidades entra en las listas británicas desde hace cuarenta! Y aquí seguimos con los especiales de Raphael y su tamborilero. Si es que no puede ser... 



y con guitarrista con piñata rara y vestuario estrafalario,
 como tiene que ser 

jueves, 12 de noviembre de 2015

El rock de raíces es canadiense...


...También. Por lo menos en la actualidad. Eso es bueno, no solo contamos con el Americana, el sonido "Britannia" las aportaciones australianas y los últimos mohicanos hispanos, sino que los canadienses gozan de una escena bastante interesante de bandas más o menos jóvenes  aportando sangre fresca al género. La explicación a esto, según explican muchos, es...porque hace un frío que pela y apetece encerrarse en una habitación calentita a rasguear la guitarra, inspirado por The band, harvest, The Trinity sessions o five days in july...no es mal argumento. Y bueno, siempre está la expiación por haber exportado a Celine Dion y el Bryan Adams más desbocado...

En fin, he aquí algunos grupos y solistas destacados y poco conocidos aquí, de esa escena americana.

Leeroy Stagger 


Un singer songwriter de los de manual, que sin embargo goza del aprecio de gente tan dispar como los Pixies o  Modest Mouse, con los que ha tocado. Su último disco demuestra que es un tipo tan poético como directo a la hora de componer, seguramente por eso a muchos os gustará su último trabajo dream it all away



The Sadies



Casi unos clásicos, los de Toronto tocan y bien muchos palos, desde el surf, pasando por la psicodelia y tocando el rock más clásico y han sido banda de acompañamiento de la fantástica pelirroja Neko Case, lo que no les ha impedido hacer su carrera que alcanzó su cota en 2010 con un excelente trabajo, darker circles.


Blackie and the Rodeo Kings


Otros casi clásicos, que coquetean con el blues y sobre todo con el country. South, toda una declaración de intenciones, es su último disco, del año pasado. 




Luke Doucet


El "guaperas" del género. Y aparte un guitarrista de mucho talento, que llega a sustituir a Greg  Keelor en Blue Rodeo nada menos, por sus problemas con los aviones, capaz de grabar un disco como blood´s too rich, con ecos del mejor rock clásico. 


Justin Rutledge




Y terminamos con este singer songwriter de Toronto, que allí es considerado una versión (sin excesos) de Ryan Adams, con un barniz, para bien, muy literario en sus canciones. Para muestra, un botón:


sábado, 7 de noviembre de 2015

Steve Clark, el guitarrista



Con eso de que Def Leppard sacan nuevo disco, vamos a reivindicar un poco a su guitarrista original, Steve Clark, fallecido en 1991. A veces parece que solamente es eso, un músico muerto, consumido por sus excesos, aunque también tiene fans que lo recuerdan con cariño , el aura de tipo maldito y salvaje,estilo Keith Richards y todos esos rollos...a lo mejor habría que enfocarlo de otra manera, como un guitarrista a tener en cuenta, sin tener que ser excepcional. 

Porque Steve Clark era un músico que amaba sobre todo la guitarra, especialmente desde que escuchó a Jimmy Page en Led Zeppelin, cuyo estilo recreó a base de practicar y practicar. Def Leppard fue la banda de su vida, en la que entró a los dieciocho años, haciendo una audición con free bird de los Skynrd...no hizo falta que se la pidieran, llegó, tocó, la clavó y el puesto fue suyo. Iba a ser en principio simplemente el segundo guitarrista pero empezó a componer tanto que se convirtió uno de los motores de la banda, desde on through the night. Conectó muy bien tanto con Pete Willis, el guitarrista original como con Phil Collen, del que se haría inseparable y con el que se complementaría perfectamente, turnándose las partes de guitarra principal con la rítmica perfectamente, al estilo Thin Lizzy algo que los grupos de la nwobhm intentaban pero que no siempre les quedaba tan bien como a los Leps. No hay más que ver lo bien que suena Pyromania, que sigue siendo el Disco con mayúsculas de Def Leppard. Steve Clark, por supuesto echando mano de la Les Paul fue parte sustancial para que el disco sonara a gloria: era un guitarrista notable con los riffs y sabía ponerle emoción, no hay más que escuchar photograph o die hard the hunter. Capaz de influenciar a coetáneos, como Tesla, que lo reconocen y le dedicaron un tema homenaje. Eso es algo que tampoco sucede mucho, así que otro punto a su favor como guitarrista.

El pelotazo que dieron le supondría el principio del fin, porque cayó en el alcoholismo en el largo camino hasta sacar Hysteria y ya no pudo salir de él. Bebía tanto que tuvo comas etílicos con más alcohol en sangre que John Bonham la noche que éste murió, hasta que falleció cuando la banda le estaba dando forma a Adrenalyze. Y ya nada sería lo mismo para los Leppard, que después de ese disco (que al incluir en buena parte su trabajo a las guitarras podemos considerarlo como un disco de la banda con Steve Clark) nunca sonaría tan bien. 

   



viernes, 6 de noviembre de 2015

Los unplugged a los que digo sí


Hace poco Bunbury ha sacado un unplugged, con una pinta de fin de ciclo/disco para hacer caja/arreglar algún asuntillo contractual/tirar millas (que es por cierto lo que sucede con casi todo los desenchufados) y curiosamente ha metido mucho material de Héroes, incluyendo una versión de la chispa adecuada como single...a cuyo vídeo, a pesar de los prejuicios me expuse al final...y no, lo que no puede ser no puede ser... Que poco se puede rescatar de este tipo de discos, vaya. Aunque en los veinticinco años más o menos que han pasado desde que la MTV (y/o Tesla) lanzaran el formato siempre han salido discos "útiles". Estos son algunos, en mi opinión: 


Por supuesto el disco que lo inició todo. Tesla aprovechó un huevo en una gira para echar mano de las acústicas, buscar un par de teatros donde grabar...y el resto como se dice es historia. No solo reinventaron algunos de sus temas sino que demostraron un gusto exquisito a la hora de hacer versiones: la Creedence, Stones, Beatles...y por supuesto el mitico signs




Pues sí, un disco que no le gusta a nadie, creo que ni al propio Neil Young...pero es obligado hablar del Tío Neil si hay algo acústico de por medio. En su unplugged además tiró de galones en cuanto a repertorio: the old laughting lady, helpless, unknown legend...





Los dos unplugged más famosos de la escena Seattle tienen más importancia de lo que parece. Los dos nos dan una idea de por donde habría evolucionado el grunge si las muertes de Cobain o Layne Stanley no se hubieran producido a continuación y el género no hubiera perdido de golpe tanta popularidad. Desde luego Kurt Cobain tenía claro que musicalmente quería sonar en acústico, sin distorsión, guitarras saturadas... como lo hizo Nirvana en su unplugged, pero claro, no fue posible. 





Robert Plant se puso celosón cuando Page se fue con David Coverdale...y el resultado fue esto. El espíritu de los Zeppelin más acústicos rescatado por sus dos líderes, que se marcaron viajes por Marruecos y Gales para grabarlo, con las influencias marroquíes y orientales que tanto les gustan. Y que tan bien les quedan. 




Aportación nacional a cargo de Aurora y cía. Un disco poco conocido de  Tahúres, pero de mucha calidad, con grandes interpretaciones eléctricas como vida real y versiones como dime que no en acústico, que les quedan tan bien como siempre. 


Si en el mundo del rock hay alguien, aparte de Johnn Thunders claro que hace honor a lo de "born to lose" ese es, sin duda,el escocés Ray Wilson. Que forma un grupo grunge, Stilkstin y tiene éxito...justo cuando el género se va al garete y luego forma parte de una reunión de Genesis...sustituyendo a Phil Collins. El piñazo fue antológico y Ray Wilson vive desde entonces de giras pequeñas sobre todo donde eso sí, demuestra que es un gran cantante y que también han dado un unplugged para disfrute de orejas: 

 


Parece mentira hoy, pero Marillion cuando sacaron este unplugged at the walls no se habían prodigado tanto en acústico como lo harían luego. Pero desde luego tenían madera para adaptar su repertorio, con una voz talentosa como la de  Steve Hogarth y con Steve Rothery demostrando que también es un fenómeno en acústico, todo es más fácil. A pesar de que luego metieran la pata con el flojo less is more




Con Gov´t Mule a pleno rendimiento, va Warren Haynes en el 2004 y se planta delante de la multitud del festival de Bonnaroo "a puerta gayola" armado solo de una guitarra y marcándose la mejor versión de un tema de U2. Este hombre es muy grande


Los discos en directo de OCS han sido una constante desde que dejaron de ser tan famosos y siempre han estado a la altura. Aquí se centran tranquilamente en caras B y temas menos conocido...y la cosa funciona muy bien.Claro, empezando con Robin Hood...



Rodrigo y Gabriela, un dúo que se ha ganado su pedigrí con las acústicas, llegando al publico anglosajón desde México, algo que no es tan fácil. Pero es que son muy buenos, con ese toque latino (para bien) que tienen

 


La prueba de que el acústico también puede apoderarse de los grandes recintos, en este caso nada menos que el Wembley Arena.Casi nada. El afortunado en Frank Turner, un cantante de folk combativo, que con el formato acústico hace cantar a sus fans como hooligans (buenos) y el resultado es fantástico. Tanto que se permite versionar a Queen como si tal cosa



 Y por supuesto, los amigos Rod y Ronnie seated. Cuantos años llevamos diciendo que éste es el último buen disco de Stewart...y probablemente tenemos razón. Recordando tiempos pasados (every picture tells a story y Gasoline Alley ) y demostrando que a la hora de hacer versiones es único, con un escudero de lujo además. 


jueves, 5 de noviembre de 2015

Chris Isaak first come the night



Queda poquito, unos días, para que salga el nuevo disco de Chris Isaak, first come the night. Que ya iba siendo hora, si no contamos el disco de versiones de sun records va para seis años del anterior, Mr Lucky. Y la cosa pinta bastante bien. 

Para empezar lo ha grabado en Nashville, que es la nueva meca de buenas producciones del rock. Ahí están los trabajos de los Waterboys o Stevie Nicks, que es quién le ha sugerido la idea a Chris Isaak. Y los temas que éste ha ido desvelando suenan muy bien. Ha tenido tiempo de madurar el disco desde luego, así que puede que estemos ante un trabajo que siga la estela del fantástico forever blue ¡Ojalá! 

                                                        Australia mola, pero de verdad

domingo, 1 de noviembre de 2015

esos otros temas de los cuatro primeros de Peter Gabriel (para comprárselos en vinilo)



Peter Gabriel reedita (porque sí y por las buenas) en vinilo sus cuatro primeras obras, los discos "seminales", remasterizados y los dos últimos también en alemán, como hizo originalmente, apostando fuerte por el mercado teutón. Como son muy recomendables hay que mencionar esos temas menos conocidos, más allá de here comes the flood, Solsbury Hill o Biko para el que quiera tenerlos fijándose en la portada y deslizando la aguja. Intentaré no repetirme. Con lo que tarda el amigo Gabriel en generar noticias nuevas de su carrera, no es difícil volver a hablar de sus mismas canciones una y otra vez. 

Así por ejemplo en el I o car tenemos... 

waiting for the big one 


Peter Gabriel sonando a club nocturno, cual Billy Joel, Tom Waits o Randy Newman. La verdad es que en su primer disco arriesgó bastante, picando aquí y allá, desde el funk al jazz y salió muy bien parado en casi todo, no en vano su debut fue un éxito de público y crítica. Este tema es la mejor prueba de ello.

DIY

 

El segundo disco, tan olvidado, incluye temas como este, en el que Gabriel también sabe acercarse a la new wave, tan en boga cuando salió el álbum. Un tema en el que se combinan perfectamente su voz tan personal con el fantástico piano que toca Roy Bittan, de la E-Street Band. 

Lead a normal life




El tercer álbum es el culmen de su carrera, en cuanto a sonido, en el que tanto insistió codo a codo con Steve Lilywhite (recordemos esas fantásticas baterías de Intruder) y el más oscuro en cuanto a textos, donde Gabriel más arriesgó y más comprometido estuvo, como en este tema, con el día a día en un psiquiátrico como tema de fondo

Wallflower


y por último, un tema del security, un disco en el que la world music que tanto le gusta a Gabriel llega para quedarse, como en San Jacinto, Kiss of life o este tema dedicado a los prisioneros políticos de Sudamérica